21 diciembre, 2010

Sobre el 19 y 20 de diciembre de 2001

Al parecer nos gusta comprar ciertas historias que disimulan la pena.
De común acuerdo se redujo aquel fatídico diciembre a un torpe presidente y todos los demás limpiamos nuestras conciencias.
Estoy convencido que quienes se han ufanado en ocultar la verdad de aquellos acontecimientos deben estar comprometidos de alguna manera.
Yo caminé las calles de Buenos Aires por aquellos días y no me voy a olvidar ni me van a convencer que todo lo que ocurrió en el conurbano y en el centro fue espontáneo ni casual.

La fotografía etiquetada en varios sitios como tomada en el año 2002 creo que es en realidad del 2001.
Lamentablemente no encuentro la fuente y desconozco el autor pero me parece maravillosa.
(Adolfo)

Ver nota: de Galasso
Donde entre otras cosas dice:

"En los países semicoloniales, esa opresión externa es desconocida por amplios sectores de la sociedad, aún cuando son víctimas de la misma.

La dominación cultural les hace suponer que el orden instaurado - en lo político, económico, cultural, etc.- no obedece a una imposición sino que resulta solamente de las costumbres, idiosincracia, caracteres raciales y religiosos, influencias inmigratorias, etc. provenientes de la peculiar historia vivida.

Se trataría , desde esa mirada ingenua, de un orden natural - “tenemos los gobiernos que nos merecemos” - que ha sido dado de esa manera por propia responsabilidad del pueblo, ya sea a consecuencia de su abulia, su irresponsabilidad, su despilfarro, etc.

De tal manera, el orden semicolonial se legítima cotidianamente a través de las ideas que circulan en los periódicos, los libros, la televisión, la enseñanza en sus distintos niveles, el discurso de los políticos y los grandes intelectuales ,etc., convertidos en voceros del pensamiento de la clase dominante, capataza del Imperio."

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Se produjo un error en este gadget.